Las fragancias siempre resultan los acompañantes ideales de cualquier outfit—si no nos crees, pregúntales a esas madres que, a pesar de vivir en zapatos deportivos o yoga pants, se sienten como todas unas divas al ponerse un poquito de perfume. ¡Tómalo como una aromaterapia! Sin embargo, cuando escoges ese aroma que tiene el poder de subirte el ánimo, debes asegurarte de no perturbar a tus pequeñitos, sobre todo si sigues dando pecho. A manera de guía, Mamá Beauté te presenta diez perfumes que cautivaron los sentidos de nuestras editoras -¿el veredicto? Son fragancias de día que realzan la femineidad de cualquier madre.

Primero, se clara contigo misma. Antes de invertir en una fragancia costosa, determina cuándo y cómo la vas a utilizar. ¿Quieres que se convierta en tu firma personal? ¿Buscas algo suave que no enloquezca tus sentidos ni el de tus niños? Enfócate en encontrar las versiones más diluidas como agua fresca o agua de colonia. Piensa en ellos como un “splash” para mujeres. En cuanto a las notas, las mamás se benefician de aromas cítricos (que técnicamente “despiertan” y te ponen de buen humor), limpios, frutales y florales. Para incrementar el lado sexy, las madres pueden optar por jazmín, vainilla, ámbar, pachuli y sándalo en sus opciones más ligeras. Nada de extractos o perfumes puros.

¿Minimalista y práctica? Marcas como Demeter Fragance Library te ofrecen un sinfín de aromas sencillos (desde momentos y lugares, como “Navidad en Nueva York”, hasta postres como “Pie de Manzana” o “Brownie”) que facilitará la compra de perfumes. Una loción unisex, con aromas vibrantes como Tom Ford Neroli Portofino, también será tu gran aliado cuando estés en las prisas matutinas.

 

Mamá Beauté recomienda:
Estée Lauder Modern Muse, Chanel Chance Eau Fraiche, Hugo Boss Jour Pour FemmeClinique Happy Heart, Dior Addict Eau Sensuelle, Elizabeth Arden Untold, Narciso Rodriguez L’Eau for Her y Armani Acqua di Gioia.

 

Comentarios